viernes, 4 de julio de 2008

Tres para reir o llorar... Alberti, Neruda y Sabina

Balada de la nostalgia inseparable

Siempre esta nostalgia, esta inseparable
nostalgia que todo lo aleja y lo cambia.
Dímelo tú, árbol.Te miro. Me miras.

Y no eres ya el mismo
.ni el mismo viento quien te está azotando.
Dímelo tú, agua.Te bebo. Me bebes.
Y no eres la misma.

Ni es la misma tierra la de tu garganta.
Dímelo tú, tierra.Te tengo. Me tienes.
Y no eres la misma.
Ni es el mismo sueño de amor quien te llena.
Dímelo tú, sueño.Te tomo. Me tomas.
Y no eres ya el mismo.
Ni es la misma estrella quien te está durmiendo.
Dímelo tú, estrella.Te llamo. Me llamas.
Y no eres la misma.
Ni es la misma la noche clara quien te quema.
Dímelo tú, noche.

Rafael Alberti.

Farewell
Por Pablo Neruda

Desde el fondo de ti, y arrodillado,
un niño triste como yo, nos mira.

Por esa vida que arderá en sus venas
tendrían que amarrarse nuestras vidas.
Por esas manos, hijas de tus manos,
tendrían que matar las manos mías.
Por sus ojos abiertos en la tierra
veré en los tuyos lágrimas un día.

Yo no lo quiero, Amada.
Para que nada nos amarre
que no nos una nada.
Ni la palabra que aromó tu boca,
ni lo que no dijeron tus palabras.
Ni la fiesta de amor que no tuvimos,
ni tus sollozos junto a la ventana.
Amo el amor de los marineros
que besan y se van.
Dejan una promesa.
No vuelven nunca más.
En cada puerto una mujer espera:
los marineros besan y se van.
(Una noche se acuestan con la muerte
en el lecho del mar.)
Amo el amor que se reparte
en besos, lecho y pan.
Amor que puede ser eterno
y puede ser fugaz.
Amor que quiere libertarse
para volver a amar.
Amor divinizado que se acerca
Amor divinizado que se va.
Ya no se encantarán mis ojos en tus ojos,
ya no se endulzará junto a ti mi dolor.
Pero hacia donde vaya llevaré tu mirada
y hacia donde camines llevarás mi dolor.
Fui tuyo, fuiste mía. ¿Qué más? Juntos hicimos
un recodo en la ruta donde el amor pasó.
Fui tuyo, fuiste mía. Tú serás del que te ame,
del que corte en tu huerto lo que he sembrado yo.
Yo me voy. Estoy triste: pero siempre estoy triste.
Vengo desde tus brazos. No sé hacia dónde voy.
...
Desde tu corazón me dice adiós un niño.Y yo le digo adiós.


Soundtrack:
Y sin Embargo-Joaquin Sabina.


De sobras sabes que eres la primera,
que no miento si juro que daríapor ti la vida entera,
por ti la vida entera;
y, sin embargo, un rato, cada día,
ya ves, te engañaría
con cualquiera,te cambiaría por cualquiera.
Ni tan arrepentido ni encantado
de haberme conocido, lo confieso.
Tú que tanto has besado
tú que me has enseñado,sabes mejor que yo que hasta los huesos
sólo calan los besos
que no has dado,los labios del pecado.
Porque una casa sin ti es una emboscada,
el pasillo de un tren de madrugada,
un laberinto sin luz ni vino tinto,un velo de alquitrán en la mirada.
Y me envenenan los besos que voy dando
y, sin embargo, cuando
duermo sin ti contigo sueño,
y con todas si duermes a mi lado,
y si te vas me voy por los tejados
como un gato sin dueño
perdido en el pañuelo de amargura
que empaña sin mancharla tu hermosura.
No debería contarlo y, sin embargo,
cuando pido la llave de un hotel
y a media noche encargoun buen champán francés
y cena con velitas para dos,
siempre es con otra, amor,nunca contigo,bien sabes lo que digo.
Porque una casa sin ti es una oficina,
un teléfono ardiendo en la cabina,una palmeraen el museo de cera,un éxodo de oscuras golondrinas.

Y cuando vuelves hay fiesta
en la cocina
y bailes sin orquesta
y ramos de rosas con espinas,
pero dos no es igual que uno más uno
y el lunes al café del desayuno
vuelve la guerra fría
y al cielo de tu boca el purgatorio
y al dormitorio
el pan de cada día.

9 Manchas en la pared:

Elena dijo...

Yo ya vine
y aquí vivo ahora: huelvelena.blogspot.com

Alberto dijo...

Nooooooooo!!!!!

Maestro esto es una grosería, nadie puede quedar curado ni de desamores ni de nostalgias después de leer este post.

Bárbaro maestro, gracias por esto

Victor dijo...

qué crueldad, señor. y uno que anda por el mundo jodido y radiante se encuentra con esto...

le faltaron las negritas en la canción, aunque quizás toda llevaría negritas.

saludos...

Raul dijo...

@Elena: Bienvenida Elena. Y esa invitaciòn sigue escrita en piedra. Y necesito recordar eso de las piedras... Por cierto, que decìa el otro comment??

@ Alberto: Osea que hoy soy grosero? Lo siento maestro, ahi el problema fue que no encontre algo mejor para decirlo.

@Godot: Ese inicio de comment me recordo el Amor 77 de Cortàzar. (Nota a mi mismo: postear Amor 77-Fin de la nota)
Y se le espera. Para el Cafè Sabinico. Con Alberto y otra gente, si no le molesta. Avisenos la fecha de llegada.

Laura Zavaleta dijo...

Hola. Acá estoy de visita, viendo como matás gente con el último post y la canción que es un himno:
"un laberinto sin luz ni vino tinto,un velo de alquitrán en la mirada.
Y me envenenan los besos que voy dando
y, sin embargo, cuando
duermo sin ti contigo sueño"
vaya que sí...

Y juegue con el blogroll.
honor visitarte.
(luego me contás eso dela facultad :S)

Aniuxa dijo...

De sabina, la onda de la nostalgia es aquella "No hay nostalgia peor que añorar lo que nunca jamás sucedió"

Auch... Ya me dieron ganas de oír al joaco. Nos vemos

nehuatl dijo...

Tu entrada ya dijo todo lo que se tenia que decir sobre la nostalgia, yo solo dejo mi huella de que pase por aqui.

Raul dijo...

@ Laura: No, honor que vos vengas por aqui. Y si, es un himno realmente. Espero que regreses. Saludos.
@ Aniuxa: Que honor serñorita hormiga que nos visite en este humilde pedacito de la web... Ojala te acostumbres con los lentes. Y quisiera saber si me podes mostrar tus cosas del libro, o tengo que comprarlo??? Es q la pirateria...

@ Nehuatl: Uuuu, se supone que eso era lo que debia hacer. Decir lo que sentia, en boca de otros. Creo que lo logrè. Y dejo constancia que pasaste por aqui, y te conteste, saludos, amiga mexicana sin nombre propio...

Aniuxa dijo...

Jajaja... claro maestro ya le mandaré algo. Realmente no sé cuánto va a costar. Pero las publicaciones de la DPI no suelen ser costosas. No sea así. :)