lunes, 4 de mayo de 2009

Ya no escribo.

Ya no escribo versos.
¿Para qué si los hacés pedazos?
¿Para qué si los escupís y los tirás al primer perro que pasa?
¿Para qué si cuando los lees me los regresas en el pensamiento?
No. No escribiré un verso más.

No te vuelvo a escribir un verso.
Si vos al verlos sentís el asco de lo que siento.
Si sentís ganas de borrarle el color a la hoja
Y que las palabras sean solo garabatos de palitos y circulos en el aire,
para soplarlos y dejarlos ir.


Ya no te escribiré versos,
ya se me apagan en las manos,
ya no brillan, ya no cantan,
ya no se vuelven pájaros grises en libertad,
ya se encerraron a morir los 30 en un ático,
en plena soledad.

Ya no te vuelvo a escribir un verso,
si no soporto sentirlo.
Si se me da mal esto de intentarte un poema,
y se me da peor eso de entregartelo.
Lo que si no se me dá, es eso
eso de no pensarte un poema.
Pero no te vuelvo a escribir...

3 Manchas en la pared:

Clau dijo...

pero le escribiste...

Menos mal que era un poema, el título ya me había asustado...se nos fue dije yo =S

Elena dijo...

En efecto, mi querido Raúl, has escrito.

Tan falaz, vos!

Sofi dijo...

la contradicción me gusta
escribir para decir que ya no vas a escribir....

awesome